Crema de Chocolate con Cerezas, doble placer

Para los que aman el chocolate con un toque especial
¡¡NOVEDAD!!
SABOR EXQUISITO
LÍDER DE VENTAS





La Crema de Chocolate con Cerezas de Eva Pímez 1920™ ofrece el éxtasis de sabor que esperaría cualquier amante del chocolate y las cerezas. 

Actualmente es nuestro producto más vendido, posiblemente gracias a su sabor exquisito obtenido de la maceración de cacao seleccionado y cerezas en nuestro aguardiente, unido a una cuidada base láctea procedente de leche de Galicia.

Unos sabores normalmente asociados al postre que, combinados y convertidos en un suave licor crema, hacen las delicias de los paladares enamorados del buen chocolate.




Apuntes de la cata


Cata a la vista: 
Se presenta a la vista como una crema líquida, con un color marrón cacao de uniformidad perfecta. Reposado en copa, el chocolate se mantiene perfectamente ligado con el lácteo, sin divisiones ni trazas sólidas.

Cata en nariz:
Con suaves notas florales, destacan con fuerte presencia el aroma del chocolate y los cacaos avainillados. En retronasal se prolonga el dulzor aromático que recuerda a las fragancias naturalmente volatilizadas que surgen al liberar un buen chocolate de su envoltorio.

Cata en boca:
En boca se muestra sugerente y de intensidad bipolar, con una agradable lucha por el protagonismo entre los sabores dulces del chocolate y la personalidad del alcohol suavemente endulzado por la discreta presencia de la cereza. Un agradable retrogusto en el paladar sugiere la inocencia del chocolate en amable tentación a repetir.

Graduación final:
15% vol.

Servicio:
Entre 5-7 ºC


Sugerencias de consumo



La crema de Chocolate con Cerezas de Eva Pímez 1920™ no caduca y tampoco necesita condiciones especiales de conservación. Está considerada como una de las mejores del mercado, ya que en estado de reposo no se separa el chocolate y tampoco se generan flotaciones de grasa en la superficie. 

Por eso es muy utilizado en la elaboración y acompañamiento de postres a los que aporta su toque personal y su especial aroma a cacao. 

Recomendada para darse un "pequeño capricho" después de las comidas, puede servirse en vaso de chupito o en una copa de balón con algo de hielo, ya sea en cubitos o en escamas. 




Disfruta del consumo y bebe con moderación, es tu responsabilidad.